El color de las almas medievales. Imagen y materia en una Edad Media cromática

PRESENTACIÓN

En los últimos años, la investigación de la realidad cromática en la Edad Media ha recibido una atención creciente por parte de especialistas de diferentes disciplinas académicas. Afortunadamente, la visión de una Edad Media oscura y monocroma -propagada por la historiografía decimonónica- se va desterrando del imaginario colectivo gracias a importantes acciones de transferencia de conocimiento científico en los medios de comunicación, libros divulgativos y creaciones de ficción. Un gran número de obras de arte medievales que se conservan hoy en día en museos, catedrales o iglesias nos aportan a la actualidad importantes datos sobre la composición técnica o los procesos de creación material asociados a los colores. Asimismo, la comprensión de las diferentes dimensiones de los colores medievales tiene importantes implicaciones que van más allá de lo puramente material y están conectadas con la experiencia sensorial de los hombres medievales, verdaderas almas de color cuya experiencia vital conecta el uso de determinados colores con valores emocionales y sensoriales.

TEMAS DE LAS COMUNICACIONES

El Congreso El Color de las Almas Medievales: Imagen y Materia en una Edad Media Cromática aspira a convertirse en un punto de encuentro y un foro de reflexión sobre los colores medievales y su importancia en la vida de la época (Historia del Arte, Estética, Tecnología, Estudios Sensoriales, Filosofía, Restauración, Tecnología Artística, Lingüística, Psicología, Óptica, etc.) tratando de promover una visión más completa del color de las almas en la Edad Media. Para ello, se proponen una serie de líneas temáticas en torno a las cuales girarán diferentes conferencias y sesiones de comunicación libre, todas ellas teniendo como concepto central el color en la Edad Media:

La dimensión material de los colores medievales, evocada a través del estudio de los pigmentos, materiales, tintes y elementos cromáticos que servían para dar color a diferentes artefactos y obras.

La dimensión artística y documental de los colores medievales, rastreable a través de las fuentes documentales, los tratados, los libros de artista, así como las pruebas de los usos cromáticos en la diversidad de las artes.

La dimensión técnica de los colores medievales, materializada en la pluralidad de usos en numerosos medios y soportes artísticos, como los manuscritos iluminados, la policromía en piedra, madera, panel o lienzo, así como el estudio del color en la diversidad de las artes suntuarias, como las vidrieras, los esmaltes, la cerámica, los mosaicos o los tejidos.

La dimensión simbólica de los colores medievales, reflejada en los usos y valores sociales y extrasemánticos conferidos al cromatismo de los espacios, ropas y objetos de uso cotidiano o festivo, tanto en el espacio sagrado como en el entorno cotidiano o cortesano.